Explosionó la primavera de las emociones, estallaron el júbilo y el llanto al unísono. La alegría y la tristeza, de la mano, pasearon el alma y en cada rincón de los recuerdos, detenían su paso mirándose, sintiéndose, amándose...
Marinel.

viernes, 30 de septiembre de 2011

Amazona de sueños.

Atrévete me dijo la voz alojada en mi cerebro. Sal de la rigidez de la cordura y adéntrate en la locura de fantasear a raudales.
Lo hice.
Me subí al lomo del caballo de la utopía y cabalgué desbocada por paisajes de ilimitada belleza, de feroces desvaríos bordeando la histeria de saberme en libertad de elegir aquello apetecible que abordase mi camino.
Jugué sin juzgarme a ser piel sin tapujos. Me ofrecí al arrebato del goce sin trabas. Sucumbí al entusiasmo del  sentir dilatado y  sin aristas.
Fui espuma de oleajes oceánicos, nube de gas en el imperio celeste.
Sirena varada a la solaz de una arena tranquila.

 http://i47.tinypic.com/29w0j0p.gif

Hice del placer mi estandarte,para luego alejarme a buen paso por encima de las aguas.



 http://img159.imageshack.us/img159/2241/betweenheavenandearthso.jpg

Me sentí pletórica.
Me sentí diosa.
Después...
Olvidé.

miércoles, 28 de septiembre de 2011

Muerte de una sístole.

Y me digo a mí misma...¿por qué hay días de arena creciente capaz de tapar el horizonte más luminoso?
Ea, pues no lo sé, pero lo cierto es que ocurre y me hastío como flor de invernadero a la que sacan al jardín y de tanto sol directo, se acurruca, se encoje, se mengua hasta casi desaparecer...
¡Cosas de la vida, qué vamos a hacerle!
Estoy bastante saturadilla y llego a l@s que puedo,aunque sé que me faltáis much@s por visitar. Os prometo hacerlo de a poquito, mientras tanto, vengo, suelto lo que llevo dentro y vuelvo a mis cosas.
Besos y gracias para tod@s los que, vaya o no, siempre venís.


Un segundo después se marchó el infinito para siempre; esa dulce eternidad apetecible e imaginada, desapareció haciéndose presente finito. Dejó de abarcar su ilusión dando paso a un olvido cercano.
Cercenó lentamente el anhelo de alcanzarlo.
Se transformó en flecha de afilada punta cuya diana fue partiendo en dos todo lo hallado a su paso  hasta llegar a la fría mente y al fogoso corazón. Allí perpetró el asesinato cruel de la sístole de una apenada aurícula.
Se tiño de negrura la sangre alrededor del orificio o abertura modelando algo parecido a un beso.
Un beso roto despidiendo al infinito.


http://4.bp.blogspot.com/_K3eHF3UzErQ/TKCxSACh98I/AAAAAAAABpg/FlRTF3IIWig/s1600/beso+frio.jpg


Un beso muerto.

martes, 27 de septiembre de 2011

Míralas qué bonitas...

Hay ojos para verlo todo, para llenarlos de todo. Como ese firmamento azul donde las nubes parecen sonrosadas al atardecer, son como adolescentes escuchando por vez primera   palabras de amor.
Míralas qué bonitas lucen.
Mis ojos están acostumbrados a absorber más que a mirar, penetran en el alma de las cosas dotándolas de una vida imaginaria que les invento y ellos la ven  en sus afueras, en sus adentros.
El cielo siempre  se viste para mis ojos, se engalana para sus lágrimas o sus risas, extrae de ellos esa chispa aurífera capaz de dorarlo bajo los rayos sinuosos del sol, aun cuando estos aparezcan desaparecidos.
Me gusta perderme en días como esos en los que el oro del cielo preña a las montañas lejanas y éstas, jubilosas por su panza, tiñen el horizonte de húmedas risas, cotilleos de hojarascas, siseos de arboledas.
Son felices las montañas empancinadas de sol.
Admirando su felicidad, me ajeno de mis actos, de mí misma incluso; olvidándome.
Entonces soy feliz no siendo, sólo teniendo ojos para ellas.


Os pido disculpas por no visitaros, pero ando algo ajetreada. Intentaré entrar más tarde, mejor y con los ojos bien abiertos.
Besos.

domingo, 25 de septiembre de 2011

Haciendo trabajar a mis neuronas.

Entre palabras silentes de bocas atropelladas, alguien lanza la pregunta  como botella a la mar, que es disparo de salida, para éstas mis neuronas, que se echan a nadar.
Las veo saltar las olas, en puro rescate van, yo admirada por sus saltos comienzo a estar sin estar.
De nuevo la frase, en apariencia normal, juega al aire engatusar y sale sobre las olas:
¿Qué aprendió la humanidad?
Sucede que sin estando, otra voz se hace sonar adhiriendo otra pregunta a la que nadando está:
¿Y qué has aprendido tú?
Ahora sí da comienzo una batalla campal.
La mitad de mis neuronas tras la primera se van, la otra mitad espera a la segunda llegar. Ya va corriendo a la orilla, ya el alcance le dan sin dejarla que se expanda o el aire la engullirá.
Al fin la lucha, sin daños colaterales, por concluida se da. Me las dejan a recaudo, en esta cárcel tan blanda, de nombre algo arrugado, nada bonito quizá, pero útil para espabilar neuronas que dormitan sin parar.
Cerebro, dime bajito:
¿Qué aprendió la humanidad?
La humanidad ha aprendido que del mal se ha de alejar, aunque vemos cada día, gentes que ni por siglos a hacerlo aprenderán. Aprendieron los humanos a la naturaleza cuidar, demos gracias a enseñados por hacérnoslo enseñar. Aprendió la humanidad  que la igualdad es principio del que no se ha de escapar, pero no toda querida, siempre vestigios de gentes rezagados van detrás.
Aprende la humanidad dando pasitos chiquitos. Muchos le quedan que dar. Cosas miles en tintero dejamos de lo aprendido o queda por aprender,  o seremos a la postre, como esos oradores, políticos que les llaman, que no paran de contar, sin que ya les crean nada…
¡Cosas de la humanidad!
Y tú…
¿Qué aprendiste tú?
Te lo diré claramente:
Aprendiste que aprendiendo, aprenderás al final que por mucho que tú vivas, de  aprender…no acabarás…

http://1.bp.blogspot.com/_hzBvtecc_tA/TBksYXjU4bI/AAAAAAAAAA4/rzSxTWbZthQ/s1600/la+mujer+mirando+al+mar.jpg



¿Cómo el resto de la gente?

¡Por favor, no preguntes más!

viernes, 23 de septiembre de 2011

Tras noche despoblada...


Tras una noche despoblada, se viene el naufragio hacia mis ojos y estallan mil tormentas por doquier. Los rodea, los inunda en algazara virulenta haciéndolos vidrieras cristalinas cargadas de humedades.
Absorbo en las retinas el tenso amanecer en la ventana aún perseguido por las sombras y al mirarlo, siento que hasta el alma se incorpora admirando la negrura de sus gestos. No puedo ni quiero permitirle ese apego al acongojo del olvido de los sueños.
Es culpa de la noche que nadó en los vericuetos de mi mente ahuyentando los vestigios del recuerdo.
Si duermo, y vivo en cierto modo lo que sueño, no muero en esas horas de liturgia. En cambio si no quedan ni despojos de lo onírico, es quizá porque morí un tiempo en intervalos.
Una brisa entonces me fustiga, se hace serpiente en mis entrañas reptándome las vértebras.
Muere ante mis ojos el amanecer desencantado dejando sola a la tristeza.
Recuerdo que volé alguna vez entre suspiros que alguien me ofrendó.
Hoy soy  pájaro apresado en las arterias del descuido.


http://d3ds4oy7g1wrqq.cloudfront.net/hadacuriosa/myfiles/alas-rotas.jpg

Mis alas son restos  del  naufragio.

miércoles, 21 de septiembre de 2011

El momento idóneo.


Rasgará el sol la tela de las nubes intentando florecer su fuego estival, mas las algodonadas formas se arreciarán opacándolo, impidiéndole su pretendida y glamurosa exhibición.
Será el momento idóneo de las hojas, hijas rebeldes de los árboles subiditos de tono, más rebeldes ellas que sus progenitores, salen de estampida hacia el ascenso vertiginoso, suben deprisa los peldaños de ese tobogán celeste por donde bajarán a raudales sobre el asfalto, los ríos, los matojos.
Harán tapiz de ocres tonalidades sobre la hierba, alfombra roja y  elegante en los paseos, lluvia indolente sobre los paraguas medio abiertos; preparados éstos para dar la bienvenida a esa ventolada estación de incluso hielos como agujas,  que no es sino el final de este preludio de remolinos, de lágrimas templadas, de  tenues rayos de sol, donde el cuerpo  se hace acogedor.
Se erizará mi piel en las mañanas cuando salga con prisas sin vestirla. Vendrás tú en perpendicular u horizontal, de frente o por la espalda abrazando mi estilismo.
Llegarás haciéndome sentir un algo de nostalgia, un mucho de pereza, un poco de  deseo.
No tanto quizá como debiera…tras meses de notar la piel ardiente, me sabe a gloria ese abrigar sin demasiado exceso el traje en el que habito.
Te nombro por derecho amado mío y dejo que te metas en mi cama, que ocupes mi regazo y en mi pecho asientes tus desvelos de frialdad, aquí sobre mis tripas ya me ruge el desatino de verte recorriendo los centímetros que te llevan directo a mi corazón tiritante.
Tapémonos y echemos siete llaves a los mundos del dormir, que ya se fue muy lejos el verano y como dice el refrán:
A rey muerto, rey puesto.

http://img39.imagefra.me/img/img39/2/11/8/lunatica/f_1cncm_a8b07b1.jpg

lunes, 19 de septiembre de 2011

El libro de mi vida.

Así como Augusto con su Niebla, me vengo tras de ti a dialogarte, hacerte responsable de mis actos, aquellos que me gustan y los que no.
Reniego de toda responsabilidad por los renglones torcidos que me sirves de camino, o aquellos recovecos insondables e incluso de los malos sinsabores, que a mi juicio, sobrando están aún antes de escribirlos.
Me hiciste así, de cualquier modo. Me diste una familia y me quitaste los miembros que tu antojo aprovechó. Creaste en mi ilusión la fantasía, amores, desamores y ambrosías y  algunas me robaste de un tirón.
Sí…ya sé que son reproches sin sentido: el escritor eres Tú
Abriste la primera hoja en blanco y me dejaste caer desde tu ímpetu y ahí aparezco yo en forma de escrito, capítulo a capítulo, siendo un personaje salido de la nada como aquella  Andrea de Laforet,  dejando que el tiempo me madure, quizá sin tanta penuria solapada, sin una guerra que lamer, aunque  hubo muchos avatares o trasiegos alejados de la dicha, sí.
A saber cuántos traerás entretejidos en tu mente…
Eres Dios, sí, porque me escribes la vida cada día. Me haces sentir, viajar y hasta comer. Agotas mis neuronas intentando complacer interrogantes que surgen porque tú lo has decidido.
¡Ahhhh, pero que alegremente me sonrío al revelarme!
Salí respondona entre renglones.
Ahíta de complejos, hastiada de quehaceres,  obcecada en comprender el libro de mi vida que no es otro que el que tú no has terminado…
¿No sabes mi final?
Te ruego que lo pienses bien, que como dijo Phil, un día no reído es un día perdido…si yo lo pierdo y tú lo has dado por perdido no haciéndolo escribir…quizá no haya  rosa de amor en mi planeta, ni Principito cuidando tu jardín.

http://2.bp.blogspot.com/_ndqmJFtXrjY/TIK_ZSNsLfI/AAAAAAAAAlE/UYW6khrCUcw/s320/Lucas+el+principito+blog.jpg

domingo, 18 de septiembre de 2011

En mis bolsillos...

Guardé todo un mundo en mis bolsillos
nacido de mi mente algo convulsa.
A fuerza de hurgar hice agujeros
Por donde fuesen derramándose lugares
De ese, mi universo.

A poco que mirase la senda que mis pies iban dejando
El mundo que ideé tomaba forma.
Una montaña aquí o un sol allá
también algunas cúpulas o torres
una campana y flores.

En un lago feliz pintaban los nenúfares
en  un mar chiquito saltaban los delfines
o se dejaba escuchar la primavera
con su voz filibustera.

Podría enumerar casa por casa repleta de habitantes
no todos muy galantes y aun así, personas.
No era mi mundo diferente del resto de mundos inventados
aunque éste mío tenía algo especial:

Era color iridiscente.
Lo quise refulgente e iluminado
quizá imitando una estrella descendiente

A solas yo inventé
Y luego del proyecto
jamás estuve a solas.

http://i51.tinypic.com/15clyqh.jpg

sábado, 17 de septiembre de 2011

Algo diferente.

Siento, desde que abrí mi blog-mi isla- que el transcurrir del tiempo se me hace más ligero, más complaciente quizá. Lo siento así, porque cada vez que me acerco a la orilla de mi playa, encuentro el alborozo de saberme acompañada para bien o para mal, por un nutrido grupo de seres semejantes a mí. Son personas proyectoras de sueños, lanzadoras de catapultas cargadas de sensibilidades  que transcriben en forma de prosa o verso y hacen de ese lanzamiento, algo plácido, único y especial. La meta no es otra que hacer vibrar el interior de a quienes nos llega, sin rasguño alguno que hiera nuestra piel haciendo brotar nuestra sangre.
Lo único que sale a borbotones de todos los que fuimos y somos arquitectos de mundos enredados, pantallados y ¡cómo no! luminosos, son los sentimientos.
Hoy, un vez más, he de agradecer un regalo de una de mis náufragas; una cuyas reflexiones llegan al alma y la expande o contrae, según el tema que haya decidido lanzar para tocarnos la fibra-ya sabéis de la que hablo-


 
A ella, como a tant@s otr@s náufrag@s que me obsequiaron…le agradezco de corazón el recordarme para tan bello lanzamiento.
No suelo hacer esas cosas de pasarlo a otros blogs. No lo hago porque me resulta imposible elegir-soy muyyy indecisa-pero os dejo este premio para tod@s vosotr@s, de todo corazón, esperando que os animéis a llevároslo y así, dejaros conocer un algo más a través de este pequeño, sencillo y precioso test.
Gracias siempre a tod@s por vuestros detalles hacia mí.
Me siento más isla que nunca. Menos sola que jamás. Más fusionada en un mundo que siempre.
Besos.




¿Tus aficiones?
Escribir, leer, dibujar, trabajos manuales, cocinar, ir al cine, bailar, etc,etc,etc

¿Algún sueño que hayas cumplido?

Que haya gente capaz de leerme sin reírse de mis cosas.

¿Tu color?

El azul en toda su gama.

¿Cantantes/grupos favoritos?

Muchos! Serrat, Sabina, Dani Martin, Silvio Rodriguez, El canto del loco, Maldita Nerea, La Oreja de van Gogh, Norah Jones, Sara Brightman, Eric Clapton y un sinfín de música clásica que me relaja o me hace hacer piruetas como un pájaro. Y eso por poner unos ejemplos…
¿Se nota que me gusta la música?

Recomienda un Libro:
También me resulta complicadísimo elegir solo uno…ufff.
Quizá haya uno especial que siempre me acompaña. Lo llevo en el tamaño adecuado para que pueda caber en cualquier sitio, aunque lo tengo memorizado y bien guardado en el corazón:
"Veinte poemas de amor y una canción desesperada", de Pablo Neruda.

Recomienda una película:
Uyssss, otra vez difícil-ya veis lo indecisa que soy; se siente-
Me inclinaré por aquella que me emocionó hace años hasta la médula:
Memorias de África.

Ya está.
Ufff, ya veis qué tontería…pues me resulta complicado, muy complicado. Aun así, lo he conseguido, ¡¡¡biennnnn!!!

jueves, 15 de septiembre de 2011

De agua dulce...


Laureado seas por tus quehaceres, por esos que hoy no postergas, mañana sí, sin virar a otro rumbo que no sea a mí.
Si te vas y te vienes como la brisa que hace remolinos sobre la mar, te pondré una corona que no de espinas, sino de flores frescas y saltarinas que cogí al vuelo:
Son de azahar.
Creo bien si te digo, que harás con ellas bello collar que adorne tus días bajos, también los altos en pleamar. No temas, no, marinero, que en las flores blancas van mil te quieros para anudar tus sueños a mi velero.
Soy barca pequeña de agua dulce sin temor a adentrarme en tu mar abierto renegando mareas, buscando acierto.
Vadeando las olas voy con mis remos,  acortando distancias hasta tus besos.

http://uploads.blogia.com/blogs/l/la/lab/laberintos/upload/20060629063508-imagen-de-mujer-en-el-mar.jpg
 
 
 
...BOTELLA AL MAR... 
*
Pongo estos seis versos en mi botella al mar
con el secreto designio de que algún día
llegue a una playa casi desierta
y un niño la encuentre y la destape
y en lugar de versos extraiga piedritas
y socorros y alertas y caracoles. 
*
Mario Benedetti.

Unas palabras profundas...

Ahí afuera, mas allá de ideas de bien o mal,

hay un lugar.

Nos vemos ahí.

Cuando el alma yace sobre la yerba.

El mundo esta demasiado lleno para hablar de él.

Las ideas, el lenguaje, incluso la frase 'cada uno'

No tienen sentido.



"Yalal ad-Din Muhammad Rumi"
















Archivo del blog