Y si llegáis, pies, al límite del cansancio y el vivir no se aviene a dejar vuestra huella en la orilla los días, no temáis el olvido de vuestro paso. Yo os sabré siempre mi soporte, mi pasaporte por parajes de ensueño y por sueños sin abandonar el refugio de las sábanas. Pies, partiremos juntos. Conmigo vendréis hacia ignotos caminos...
Marinel.

martes, 4 de agosto de 2015

Danzando emociones...


Y esa lluvia de estío tras tórrida luz..., ¿qué decir de ella?
Ese tropel de gotas se me antojan emociones varadas
 ya libres, cebadas de alegría y dispuestas al júbilo;
 Bailarinas translúcidas e inesperadas danzando
 bajo el ígneo sol en instante aturdido. 


Imagen de la obra Vollmond, de Pina Bausch

*Solo me apetecía escribir, sin más...

Unas palabras profundas...

Ahí afuera, mas allá de ideas de bien o mal,

hay un lugar.

Nos vemos ahí.

Cuando el alma yace sobre la yerba.

El mundo esta demasiado lleno para hablar de él.

Las ideas, el lenguaje, incluso la frase 'cada uno'

No tienen sentido.



"Yalal ad-Din Muhammad Rumi"