Se hicieron las palabras gelatinosas, acuáticas, navegantes entre mareas de sol abrasador. Pequeñas medusas azules deslizándose en la vastedad marítima del alma...
Marinel.

martes, 26 de febrero de 2013

Al frío invierno, tan frío como el olvido...

Se deslizan las hojas veloces, 
por el aire, en el suelo.
Remolinos airados
de un invierno infernal 
que jamás pareciese venir.
Es proclama que llega
a pesar del intento de obviarlo y,
se asienta en carámbanos o en la nívea
crudeza del acuífero cielo.
Palidecen los días.
Se persignan convulsos
ante tal desafecto.
En el pálpito abúlico
de mi pecho en descanso, 
un bramido despierta, 
un gemido estentóreo 
dispersando matices
de un estío olvidado.

Imagen de Google.

30 comentarios:

  1. Este poema hiela el corazón.
    Que se vaya el invierno.

    Besos.

    ResponderEliminar
  2. Para ser aprendiz de poeta te ha quedado estupendo.

    El frio se mete en las entrañas leyéndote.
    Un abrazo

    ResponderEliminar
  3. Si, así pueden y suelen ser muchos inviernos como tú magníficamente los has narrado.
    Besos.

    ResponderEliminar
  4. El invierno que permanece en el alma es más crudo aún...
    Besos

    ResponderEliminar
  5. Para frío, el que estamos pasando estos días.

    No soy muy partidario de olvidar, en todo caso de reconciliar.

    Saludos

    ResponderEliminar
  6. Marinel...el frío que congela el corazón...ese es el peor de los inviernos.
    Un placer poder leer tus bellas poesías.
    Millones de besos.

    ResponderEliminar
  7. Finalmente siempre nos recupera la memoria. Sin la capacidad de hibernar, saber que vendrá la primavera es la inercia que nos levanta.

    Para tu belleza, besos

    ResponderEliminar
  8. Palidecen los días.

    Y aquí es al revés.


    Y sin embargo, en mi corazón...


    ¿Me habré equivocado de hemisferio, Marinel...?



    Abrazos mil.


    SIL

    ResponderEliminar
  9. Todo nace desde el pecho quien es el que decide en últimas si hay invierno triste o festivo. Romper repentinamente con un grito a veces puede trasladarnos a dimensiones diferentes y opuestas.
    Besos Poeta!!!

    ResponderEliminar
  10. A veces palidecen los días, pero con tu palabra logras tibieza.

    Un fuerte abrazo:Elsa
    *valoro tus comentarios que me acompañan,Marinel

    ResponderEliminar
  11. Y en sus carámbanos convulsos, el pálpito del estío venidero.

    ResponderEliminar
  12. Hay unas imágenes muy bellas en estos versos. En ellos puedo reconocer esos tiempos en que parece que nunca nos dejarán el frío y la niebla, la tristeza y la nostalgia.Sin embargo, todo pasa, y tarde o temprano llegará ese estío.
    Besos.

    ResponderEliminar
  13. Tranquila Marinel, que el invierno ya está dando sus últimos coletazos.

    Un abrazo de Mos desde la orilla de las palabras.

    ResponderEliminar
  14. Volverá el estío y vendrá la primavera que nos hará olvidar, y la sangre correrá con más alegría como lo hacen los ríos tras el deshielo.

    Todo vuelve, incluso los recuerdos.

    Besos,

    ResponderEliminar
  15. Hola Marinel!!!!
    Qué frío que hace y al leer tus maravillosos versos...se me hiela hasta el corazón!!!

    Un abrazo lleno de calor!!!!

    ResponderEliminar
  16. La fuerza de la palabra lapida mi corazón en esta lectura. Poderoso, no sólo el final de tu poema. Te abrazo Marinel.

    ResponderEliminar
  17. Ese frío interior que congela sentimientos y sensaciones, sin atisbar lo más mínimo la llegada de una esperada Primavera...Eso si que es frío y ventisca.
    Preciosa Entrada.
    Abrazos y besos.

    ResponderEliminar
  18. Afortunadamente queda poco para que venga la primavera... Pero sí, el frío refleja el olvido, hiere como un cuchillo y llega a ser más fuerte, incluso.

    ResponderEliminar
  19. Los frios grados del invierno se combaten mejor, mucho mejor, con las calidez de tu texto. Aun así, tus letras ponen la calefacción vital y la sangre fluye a su abrigo. Gracias y un abrazo.

    ResponderEliminar
  20. Espero que "ese bramido que despierta en tu pecho" se transforme en calidez y energía para superar esta frigidez invernal que conduce afortunadamente, a su pesar, hacia un tiempo más estimulante y esperanzador...

    Besos

    ResponderEliminar
  21. Lo importante, mi querida amiga, es que no hagamos invierno de todo un año.
    Volverá el estío, volverá la luz y el calor a nuestros corazones ¡cuánta falta nos hace a veces!
    Hoy, como muestra de una caricia, te mando un cariñín especial.
    Kasioles

    ResponderEliminar
  22. Marinel,tu naturaleza grita y clama por ese frío invernal...que persiste...Somos plantas sufridas y soñadoras,amiga...
    Mi gratitud y mi abrazo por esa bella inspiración que supera al frío siempre...
    Feliz día,compañera.
    M.Jesús

    ResponderEliminar
  23. Te ha quedado de premio,,,y helado,,,,un besazo desde muecia

    ResponderEliminar
  24. Gracias querida Marinel, mil gracias por estar.

    Nunca podré olvidar que definitivamente:

    Debajo de tu piel, vive la luna...

    Mi siempre abrazo agradecido

    ResponderEliminar
  25. Las hojas como los días padecen del frío olvido...

    Saludos, Mrinel.

    ResponderEliminar
  26. El invierno está siendo frío y duro como es tu poema.

    Que pronto llegue ese estío que vaticinas.

    Besos.

    ResponderEliminar
  27. Cuando el invierno se recrudece (en las afueras y los adentros) dudamos de que el verano exista o haya existido alguna vez...

    Besos y calideces

    ResponderEliminar

Has llegado a mi isla.Bienvenido/a. Ahora eres parte de ella...relájate. Estás en tu casa, en tu isla...

Unas palabras profundas...

Ahí afuera, mas allá de ideas de bien o mal,

hay un lugar.

Nos vemos ahí.

Cuando el alma yace sobre la yerba.

El mundo esta demasiado lleno para hablar de él.

Las ideas, el lenguaje, incluso la frase 'cada uno'

No tienen sentido.



"Yalal ad-Din Muhammad Rumi"
















Archivo del blog