Y si llegáis, pies, al límite del cansancio y el vivir no se aviene a dejar vuestra huella en la orilla los días, no temáis el olvido de vuestro paso. Yo os sabré siempre mi soporte, mi pasaporte por parajes de ensueño y por sueños sin abandonar el refugio de las sábanas. Pies, partiremos juntos. Conmigo vendréis hacia ignotos caminos...
Marinel.

miércoles, 25 de febrero de 2015

Fue el erizo de la piel...

Hoy quiero hablarte a ti expiro inevitable.
Tal vez porque entre sueños te acercaste
indolora a acariciar mi frente perlada y entonces
la fuerte sacudida de mis miembros levantó
mis párpados dormidos.
Morí por un momento en la otra vida
 de este sueño que es vivir.
Me asusté, no lo desmiento, pues no sé
 a dónde iré tras la narcosis del latir.
Mucho me temo que vuele la apariencia
 y solo sea nada en un desierto.
¿O no?
¿Quién sabe eso si nadie torna a instruirnos?
Fue el erizo lento de mi piel la que advirtió
tu cercanía en aquel puente rodeado de floresta,
el agua se cernía en la mirada, los cisnes sonreían
¡tan siniestros!
Un canto de sirenas en agonía llegaba a mis oídos,
me perdía en laberinto incongruente sin receso...
Caía, caía sin remedio.
Cayendo gritaba sin cesar
palabras que buscaban la verdad:

¿Llegaste levedad?
Caíste de bruces en 
mi entraña.
Te vi llegar flotante 
vestida de vapores
Místico nimbo ignorado...
¿Me despertarás de esta
oclusión o serás tú ella?

Fotografía de Zena Holloway




42 comentarios:

  1. Lo has descrito tan bien, que lo he sufrido en mi ser despierto tanto que ni tu lenguaje poético ha dulcificado la escena.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Tracy, creo que este tipo de pesadillas las hemos tenido tod@s alguna vez, ¿verdad?

      Eliminar
  2. La piel reacciona a los estímulos aun antes casi de percibir lo que nos está haciendo ese efecto... se nos eriza la piel cuando algo nos toca el alma... eso decía alguien muy querido para mi y me gusta pensar que es así, en sueños o despierta... ¿ sabes qué ? puestos a elegir prefiero despierta, abrir los ojos tras un sueño deja a los pelilos todos mustios jaja mejor todo tieso dentro y fuera de nosotros... me refiero lleno de vida, no estirado :-)

    Un beso inmeeeeeeeenso mi querida artista de caricias en letras ;))

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. pelillos* ... eso quería escribirte.. ya sabes, las prisas, perdón! :))

      Eliminar
    2. María, yo también lo prefiero, sobre todo y teniendo en cuenta que las pesadillas sobre caer y morir no son muy divertidas!
      Sin duda me quedo con los erizos de piel despierta, jajajaja
      Ah, no te preocupes...
      "Pelillos" a la mar, jajajaja
      Beso enorme para ti.

      Eliminar
  3. Momentos de emoción intensa, gran sensibilidad a flor de piel... e interna.

    Me quedo pasmada de cómo manejas las palabras... mis felicitaciones, Marinel, por ese dominio, por conseguir tanta belleza y musicalidad con ellas... Un abrazo grande y mil besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Milena, tan interna que era en el sueño donde la piel se erizaba al sentirse caer irremediablemente...
      No es para tanto, creo yo, tal vez sea mi afición a ellas lo que me lleve a conocerlas, amarlas y plasmarlas en parte de su inmensa variedad.
      Besos.

      Eliminar
  4. Piel complice, guardiana, delatora, protectora...
    Piel que acompaña, aconseja, añora...
    Piel y sentimientos en ella.

    Un abrazo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. AtHeNeA, precioso comentario hecho poema.
      Mil gracias.
      Un abrazo.

      Eliminar
  5. Es cierto, que cuando algo nos impacta en el alma, también la piel lo nota como un escalofrío...Es evidente que cuerpo y alma están unidos y si estamos atentos nos advierten e intuyen la emoción y el peligro...
    Mi felicitación y mi abrazo por tu sensibilidad y creatividad, Marinel.
    M.Jesús

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Mª Jesús, hasta en sueños la piel reacciona, sabe, detecta...
      Es el abrigo del alma, sin duda.
      Gracias siempre a ti.
      Abrazo enorme.

      Eliminar
  6. Respuestas
    1. Noel, hasta en los sueños se hace vigía...

      Eliminar
  7. Magistral, y que la cosa se apañe para que la piel no se deteriore demasiado. Aunque ahora, hay cremas hidratantes que son mano de santo. También va muy bien el aceite de oliva.

    Besos Marinel, y perdón por mis bromas.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Rafa, gracias. Las pesadillas no saben de cremas que suavicen, jajajajaja
      Pero sí, doy gracias de que existan. Ojalá existiesen para el alma y el corazón!
      No tengo nada que perdonarte, me encanta bromear.
      Besos.

      Eliminar
  8. Hay caricias y caricias. Todas son deseables cuando vienen de quienes queremos bien. Tus palabras, y eso también te lo dice María, acarician y llegan muy adentro...

    Besos, Marinel

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Luis Antonio, gracias.
      Es cierto que la palabra puede ser como una caricia y me alegro de que a algunos de vosotros os lo parezcan las mías.
      Besos.

      Eliminar
  9. Lo has descrito muy bien querida Marinel, y es que la piel nos lleva a lugares únicos llenos de misterio y de sensaciones que no controlamos.
    Besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Ilesin, sobre todo en el dormir, donde aparentemente ella también duerme y sin embargo...
      Besos.

      Eliminar
  10. Con caricias se puede lograr ... todo. Y tus palabras so caricias para los sentimientos . Un abrazo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Ester, gracias.
      En estas pesadillas donde la muerte es la que acaricia, no sé yo si debiera lograrse todo, jajajaja
      Un abrazo.

      Eliminar
  11. Te vi llegar, oculta entre la niebla
    Te vi llegar, a mi frente perlada
    Te vi llegar, cuando no te esperaba
    Sentí tu caricia inesperada
    y me perdí en la vida que se sueña.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. JJ, que lindo comentario el tuyo, todo un poema para enmarcar.
      Mil gracias por el detalle.
      Un beso.

      Eliminar
  12. Hola Marinel, de nuevo nos dejas sin palabras con este poema que siempre consigues que reflexionemos sobre tus bellas palabras, como dicen en otro comentario, tus letras si que son una caricia:)

    Besos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Piruja, otra vez gracias, ya sois varios los que acaricíais mi ego diciéndome eso.
      Sólo trataba de explicar uno de esos sueños donde se siente morir cayendo...
      :)
      Besos.

      Eliminar
  13. Una bien lograda y estupenda creación -como nos tienes acostumbrados-, felicitaciones. Hoy tu lector se va con la piel erizada y el paso lento. ¡Enorme abrazo!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Julio, gracias, viniendo de ti es todo un cumplido que creo inmerecido, pero que agradezco profundamente.
      Así, con la piel erizada se queda un@ cuando es la muerte la que gobierna el sueño.
      Un enorme abrazo para ti.

      Eliminar
  14. Cuerpo y alma unidos para todo un mundo de sensaciones.

    Feliz día
    Besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. José Manuel, así es, despiertos o dormidos.
      Feliz noche.
      Besos.

      Eliminar
  15. La caricia de tus versos, eriza la piel y nos pone a reflexionar sobre esos instantes.
    Preciosa imagen.

    una lluvia de besos, dulce Marinel

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Maduixeta, me alegra conseguir lo que pretendía.
      Gracias.
      Lluvia de besos para ti.

      Eliminar
  16. La piel acompaña a todas las emociones y tiene una percepción particular. Imagino la reacción ante ese roce, que presiento helado, de esa presencia inevitable y de la que nos hacemos tantas preguntas.
    Un poema con gemas en cada verso, Marinel
    Abrazos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Mirella, mil gracias.
      Cierto es que la piel es la antesala del sentir interno y en casos como estos, aún en sueños, donde la muerte y su caricia llegan, ella es la primera en sentir el helor, sí.
      Abrazos.

      Eliminar
  17. Marinel, amiga mía, inspiremos y espiremos, es señal de vida.
    Pero sentir ese expirar tan cerca y sentirlo, describirlo y aún enlazar en verso las letras, eso es para nota y tema para una tesis doctoral.
    Me has puesto la piel de gallina.
    Yo también temo a la muerte, pero sé que, cuando llegue, las dos nos fundiremos en un fuerte abrazo.
    Te dejo cariños en un fuerte abrazo.
    kasioles

    ResponderEliminar
  18. Kasioles, así es.
    Es, o mejor dicho, fue, tan solo un sueño. ¿Nunca has sentido que caías en sueños?
    Morir cayendo, algo inevitable y horrible de lo que por suerte se despierta y puede contarse, nada más.
    Yo soy extremadamente cobarde respecto a eso, pero también sé que llegará ese abrazo sí o sí de manera irremediable, así que...a disfrutar mientras llega y punto.
    Mucho cariño para ti.

    ResponderEliminar
  19. Siempre estamos muriéndonos de un sueño...Y haciendo del sueño un bello poema.
    Mi felicitación. No es fácil versificar la angustia de lo soñado, y tú lo haces con mucha habilidad y lirismo.

    Un abrazo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Fanny, en los sueños puede suceder de todo, casi, como en el sueño de la vida real...
      Gracias.
      Un abrazo.

      Eliminar
  20. He leído alguna vez que todos en el umbral del sueño tenemos esa pesadilla acerca de la caída que nos despierta sobresaltados y nos produce esa sensación a flor de piel que tú has plasmado tan bien. Dicen los que saben que en el residuo que nos han dejado en el cerebro nuestros ancestros primigenios la caída del árbol, donde entonces se dormía para resguardarse de las bestias, antes de que se habitaran cavernas en los tiempos nómadas, significaba la muerte y era lo que el hombre más temía. De allí que todos habitualmente suframos este tipo de pesadillas.
    Con respecto a lo que sucede después de la temible confrontación con la muerte, pues yo tampoco lo sé, nadie vuelve para contarlo, pero creo que vamos a un lugar mejor y que nos reencontramos con nuestros seres queridos que nos están aguardando tal como nosotros los recordamos. Se que es tan solo una creencia sin explicación racional alguna pero justamente me da confianza el hecho de soñarlos vivos, radiantes y felices lo que la alimenta. La vida es sueño, mi querida poetisa ;)!

    Muchos besos.

    Fer

    PD. Me gustan mucho los extractos de poesía y las frases que publicas debajo de la cabecera del blog además de tus poemas e imágenes, y los estoy acopiando. Te lo agradezco de corazón. Visitar este espacio es siempre un placer para los sentidos y el alma.

    ResponderEliminar
  21. Fer, qué interesante lo que me cuentas e ignoraba.
    Me gusta pensar que esas veces donde caemos hacia un final ineludible y a través del sueño, es como un hilo invisible que nos ata al remoto pasado donde comenzamos a erguirnos aún en la copa de un árbol.
    De veras, me ha encantado.
    La muerte es un tema que me da escalofríos, tal vez, como digo en mi entrada por la ignorancia del después, pero si bien es cierto esto, también lo es, que procuro quitármelo pensando lo mismo que tú...
    Me mueve la ilusión, tal vez ilusoria, de reencontrarme con los que he ido perdiendo en el camino y tanto quiero.
    Me gusta mucho decorar el encabezamiento de mi blog, bueno...todo, soy de decorar y dar color a todo, jajajaja
    Me alegra que te gusten las imágenes y los retazos de poemas que me gustan.
    Besos miles, hermosa.

    ResponderEliminar
  22. El tránsito de la vigilia al sueño,todo un mundo misterioso y diverso que he visto bellamente reflejado en tu poema.
    Dicen que el dormir es un poco aprender a morir.Puede que así sea.

    ResponderEliminar
  23. Joaquín, sí que lo es, todo un misterio. Tal vez, como dices, un aprendizaje hacia el morir.
    Pero no sabes cuánto me alegra que se quede ahí...en simple, o no, aprendizaje, jajajaja
    Otro abrazo.

    ResponderEliminar
  24. Joaquín, sí que lo es, todo un misterio. Tal vez, como dices, un aprendizaje hacia el morir.
    Pero no sabes cuánto me alegra que se quede ahí...en simple, o no, aprendizaje, jajajaja
    Otro abrazo.

    ResponderEliminar

Has llegado a mi isla.Bienvenido/a. Ahora eres parte de ella...relájate. Estás en tu casa, en tu isla...

Unas palabras profundas...

Ahí afuera, mas allá de ideas de bien o mal,

hay un lugar.

Nos vemos ahí.

Cuando el alma yace sobre la yerba.

El mundo esta demasiado lleno para hablar de él.

Las ideas, el lenguaje, incluso la frase 'cada uno'

No tienen sentido.



"Yalal ad-Din Muhammad Rumi"
















Archivo del blog