Se hicieron las palabras gelatinosas, acuáticas, navegantes entre mareas de sol abrasador. Pequeñas medusas azules deslizándose en la vastedad marítima del alma...
Marinel.

miércoles, 3 de julio de 2013

Benditos hurtos...

No esquivo instante alguno, cuánto menos, esos huecos hurtados al espacio veloz de la rutina donde, simplemente me dejo llevar por las agujas invisibles del tiempo detenido en el asombro de sí mismo y esa pausa que lo hace entremeterse en mis azares, en esa voluntad indispensable en mi estructura de rendirlo a manejos disuasorios.
Es un lapso de segundo algunas veces, apenas el roce en mariposa, un leve forcejeo en fantasía , ligero impás de pluma desprendida captando un soplo de aire.

Todo se desdibuja a la solaz de ese intervalo, entretejida al pasmo, llamado también alelamiento, despiste o limbo momentáneo. 

Imagen de Google.

21 comentarios:

  1. Lo del alelamiento, me ha gustado el palabro, es muy propio de la época.

    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  2. ¿me lo puedes dedicar por favor? Voy aver si lo imprimo y lo enmarco. Hay que dar esquinazo a tanto despiste disfrazado de ausencia momentánea. Estupendo Marinel. Sugerente y con muchas capas, un abrazo.

    ResponderEliminar
  3. que no falte el alelamiento en invierno y en verano

    ResponderEliminar
  4. Como el tiempo sin tiempo ¿no?

    Feliz día
    Besos

    ResponderEliminar
  5. Me encantó ese limbo momentáneo...
    Muy a menudo estoy ahí, y no sabía cómo definirlo.
    Un besito.

    ResponderEliminar
  6. Todo en algún momento necesitamos estar en ese alelamiento momentáneo para despejar la mente y dejar que vuele libremente, para luego volver a la realidad de cada día.
    Besos guapa.

    ResponderEliminar
  7. Para muchos la palabra ALELAMIENTO tiene connotaciones peyorativas. Yo entro alguna que otra vez en ese trance y no me apesadumbro de ello y me importa un rábano lo que puedan pensar los demás...

    Besos, Marinel

    ResponderEliminar
  8. Los hurtos al tiempo es lo mejor que existe en esta vida.

    ResponderEliminar
  9. Cuando el tiempo de la rutina se detiene nace entonces el tiempo de la poesía.
    Besos!!!

    ResponderEliminar
  10. En el limbo andamos más de uno, y no de forma momentánea como si se tratara de un pestañeo, sino alojados residencialmente instalados.
    Besos

    ResponderEliminar
  11. No está nada mal viajar de vez en cuando al limbo, opino que es un lugar relajante y que ayuda a tomar distancia.

    Lo has descrito muy bien.

    Un abrazo

    ResponderEliminar
  12. Marinel, cualquier motivo lo es para la necesidad de escribir, tus reflexiones diría que son universales en los temas. Un placer aquí y ahora leer este despiste(?).jejej beso Marinel

    ResponderEliminar
  13. Benditos hurtos, benditos limbos y alelamientos cuando sirven, como ahora, para derrochar arte por medio de la palabra. Impresionante prosa, Marinel.

    Un abrazo

    ResponderEliminar
  14. Ese "Alelamiento" es muchas veces vital. Estar en la Babia, no precisamente Leonesa, puede enriquecer nuestra Alma y teñir de oro esa Soledad casi buscada.
    Abrazos y besos.

    ResponderEliminar
  15. Que forma tan peculiar y especial para decir esos momentos vividos en espacios de tiempo esparcido en un
    día cualquiera...tu rico lenguaje consigue introducirnos en un profundo pensar, gracias Marinel por
    compartir tus bellas letras.

    Un abrazo de Begoña

    ResponderEliminar
  16. Cualquier momento es bueno para robarle a la rutina y dejarnos mecer en el limbo o en la fantasía.

    Besos e instantes

    ResponderEliminar
  17. Bendita sensación de alelamiento, que es capaz de traer a la mente imágenes que no buscamos, tal vez sea el único momento nuestro . Y colmado de belleza poética nos lo entregas. Un besito desde las tierras charras

    ResponderEliminar
  18. Tienes cancioncita.., como respuesta-.
    Un hurtito
    ;-)
    Bss

    ResponderEliminar
  19. Sin sueños, no hay tiempo habitado, te entiendo perfectamente Marinel, y para ganar ese tiempo hay que perderlo, hermoso ese hurto tuyo. Un abrazote .

    ResponderEliminar
  20. Es un lapso de segundo algunas veces, apenas el roce en mariposa, un leve forcejeo en fantasía , ligero impás de pluma desprendida captando un soplo de aire.


    Pero existe y llega a ti.

    Abrazos miles, Marinel

    ResponderEliminar
  21. Todo se desdibuja a la solaz de ese intervalo, entretejida al pasmo, llamado también alelamiento, despiste o limbo momentáneo.

    expresar estos momentos vitales al menos en mi persona, es una maravilla para mi sentir... , tan sólo conocía el proceso pero, no sabía verbalizar de esta forma fideligna , dulce y suave, GRACIAS¡¡

    con tu permiso , me quedo para seguir sintiendo...
    Besos ♥♥♥

    ResponderEliminar

Has llegado a mi isla.Bienvenido/a. Ahora eres parte de ella...relájate. Estás en tu casa, en tu isla...

Unas palabras profundas...

Ahí afuera, mas allá de ideas de bien o mal,

hay un lugar.

Nos vemos ahí.

Cuando el alma yace sobre la yerba.

El mundo esta demasiado lleno para hablar de él.

Las ideas, el lenguaje, incluso la frase 'cada uno'

No tienen sentido.



"Yalal ad-Din Muhammad Rumi"