Se hicieron las palabras gelatinosas, acuáticas, navegantes entre mareas de sol abrasador. Pequeñas medusas azules deslizándose en la vastedad marítima del alma...
Marinel.

martes, 20 de enero de 2015

El óbito del día...

Al dormir, entre aromas de sueños, el rumor del invierno
besa la ventana. Su siseo acodado tras los cristales
toma el halo de mi aliento y lo lleva lejos
en vaharadas de luz cual pétalos de una rosa
yacida tras el brío de su efímera vida.


34 comentarios:

  1. Ls efímera vida de ls rosa pero obsequia sis pétalos para continuar du aroma.

    Lindo Marinela.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Aída, así es...como la noche misma.
      Gracias.
      Un beso.

      Eliminar
  2. Aunque efímera en la vida, la belleza permanece eterna en nuestro recuerdo.
    Besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Ilesin, cierto. Lo bello nunca muere.
      Besos.

      Eliminar
  3. Mira tú que si el aliento le llega a un príncipe intrépido y te da un beso de esos que te adelgazan y todo, de la emoción que te da.

    Besotes.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Ion, ah, pero hay besos que adelgazan???
      Y yo sin saberlo,¡cachis!
      :)
      Besotes.

      Eliminar
  4. En tus palabras haces bonito hasta el invierno.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Tracy, todas las estaciones tienen su puntito.

      Eliminar
  5. Tomo como mias las palabras de Tracy, haces binito el invierno. Abrazos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Lapislázuli, gracias. También en invierno hay cosas bonitas, creo yo.
      Abrazos.

      Eliminar
  6. Ese cálido aliento llega al frío de mi ventana.

    Besos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Saudades, es el mágico respirar invernal.
      :)
      Besos.

      Eliminar
  7. Efímero es el día que muere para dar paso a la noche que parirá otra mañana, y la rosa se queda sin pétalos pero nos deja su aroma. Un abrazo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Ester, y nacen otras rosas que morir tras vivir su periodo de vida.
      Un abrazo.

      Eliminar
  8. Será quizá que el viento arranca los versos escritos sobre el vaho de la ventana y los lleva lejos.
    Y es menos invierno.
    Un beso.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. JJ, bonito imaginarlo así...tal como lo pensé al escribir, sólo que yo soy de dar giros al pensamiento.
      :)
      Muy bonito comentario. Gracias.
      Un beso.

      Eliminar
  9. Todo es efímero pero vuelve a renacer... Nada muere, todo se transforma...
    Un poema muy hermoso, cálido como el aliento.
    Un abrazo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Alondra, todo menos quizá nosotros o tal vez sí...somos el gran enigma de la naturaleza...
      Gracias.
      Un abrazo.

      Eliminar
  10. Bello, nada más hermoso que entregarle el halo del aliento a una ráfaga de viento. Ese halo siempre lleva en su equipaje algo nuestro, esperanza, placer, sueños, desesperanzas, ilusiones ... seguramente tendrá un destino final, como todo en nuestra vida.

    Bello, claro y espontaneo, de esas perlitas que te dejan pensando y volvés a releer una y otra vez.

    Un cariño inmenso

    Juan

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Juan, todo tiene un destino final, incluidos nosotros, éstos cuyo aliento siempre entregan al aire, hasta en el mundo de los sueños.
      Mil gracias.
      Un beso.

      Eliminar
  11. En los éfimero está el continuo morir y renacer...solo permance el recuerdo.

    Feliz día
    Besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. José Manuel, así es, todo es efímero, todo nace y muere e incluso algunos recuerdos desaparecen.
      Feliz día.
      Besos.

      Eliminar
  12. Puede que la rosa sea efímera,
    pero con tus letras la vuelves eterna.
    una preciosa entrada.

    una lluvia de besos, dulce Marinel

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Maduixeta, efímera es la vida de la rosa, como la nuestra cuando nos damos cuenta. Lo importante es que permanezca su aroma cual recuerdo.
      Lluvia de besos para ti.

      Eliminar
  13. Con cada bocanada de aliento, va también una parte de nuestros sueños.
    ¡Deja que el viento se encargue de llevarlos lejos!
    Y la efímera vida de esa rosa...quizás, sin proponérnoslo, nos ha inspirado a las dos.
    Cariños en el corazón.
    kasioles

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Kasioles, sí, creo que en cada soplo se nos va una porción de vida detrás, algo así como que cada respirar nos hace pensar en llegar más y más lejos aún a sabiendas del imposible.
      :)
      Muchos besos.

      Eliminar
  14. Que bonito Marinel, siempre es un placer el leer cosas tan hermosas.

    Besos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Rafa, muchas gracias de corazón.
      Besos.

      Eliminar
  15. Romántico, desde la rosa que para mi simboliza el amor en sus diversa manifestaciones y tu decir bello y nostálgico... Muchos besos querida Marinel.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Leticia, soy una romántica empedernida, qué le voy a hacer...
      La rosa puede ser un magnífico símbolo del amor, sí, estoy totalmente de acuerdo.
      Muchos besos, mi admirada escritora.

      Eliminar
  16. El viento siempre fue mensajero de los suspiros y un fiel cómplice de todos los románticos del mundo...yo hace tiempo que lo sé.

    ResponderEliminar
  17. El viento siempre fue mensajero de los suspiros y un fiel cómplice de todos los románticos del mundo...yo hace tiempo que lo sé.

    ResponderEliminar
  18. Qué bien poca cosa somos, un hálito tras la ventana aunado por el mecerse del viento y del tiempo.

    Besos, preciosa.
    Qué bien escribes.

    ResponderEliminar
  19. que hermoso ese sueño vigilado, de lejos, por la dama fría que arrebata el aliento cálido...

    Besito volado

    ResponderEliminar

Has llegado a mi isla.Bienvenido/a. Ahora eres parte de ella...relájate. Estás en tu casa, en tu isla...

Unas palabras profundas...

Ahí afuera, mas allá de ideas de bien o mal,

hay un lugar.

Nos vemos ahí.

Cuando el alma yace sobre la yerba.

El mundo esta demasiado lleno para hablar de él.

Las ideas, el lenguaje, incluso la frase 'cada uno'

No tienen sentido.



"Yalal ad-Din Muhammad Rumi"
















Archivo del blog