Se hicieron las palabras gelatinosas, acuáticas, navegantes entre mareas de sol abrasador. Pequeñas medusas azules deslizándose en la vastedad marítima del alma...
Marinel.

martes, 25 de junio de 2013

Destello sensual.

Nació en la entretela de la piel
 río lunar, arpegio musical
e incandescente.
Pobló el vientre un  suave fulgor
 fragante de energía en ascensión.
Sus senos revelaron el deseo,
 ramaje entre los dedos,
el tronco se erizó.
El cielo se tupió de terciopelo
cubierto de rocío.
¿Recuerdas amor mío?
Imaginó...
La timba de luceros se prendió.

Imagen tomada de Google.

33 comentarios:

  1. Más que para una noche de verano, un encantamiento de los sentidos.
    Por el río lunar. Por el arpegio musical incandescente. Por el
    suave fulgor fragante.
    Por todo.

    Un abrazo

    ResponderEliminar
  2. ¿Quién cometería la terrible omisión de no recordar, che...?


    Precioso.


    Besos mil.



    SIL

    ResponderEliminar
  3. Es un destello que irrumpe entre los luceros de la más dulce sensualidad.
    Ternura y erotismo, delicadeza y luminosidad.
    Qué bonito y dulce, ché!

    Besos, mi Uka.

    ResponderEliminar
  4. ¿Sólo destello? Un FOGONAZO SENSUAL.

    ResponderEliminar
  5. Vas tocando las teclas de un piano, que es la sensibilidad de todos nosotros, amiga...Y la sinfonía brota irresistible y cálida...Muy bello,Marinel.
    Mi gratitud por compartir y mi abrazo inmenso,poeta y amiga.
    M.Jesús

    ResponderEliminar
  6. Nunca se olvida el deseo que alguna vez se compartió.

    Besos

    ResponderEliminar

  7. Esta pasión que has sembrado se desboca con bellas metáforas que se sienten en la entretela de esa piel que no descansa...Esa timba de luceros hoy resplandecerán.

    Besos perciosa.

    ResponderEliminar
  8. Emotivo encuentro. Bellos luceros esos sentimientos.

    besos.

    ResponderEliminar
  9. Esos luceros prendidos tienen más que un recuerdo, creo que ese destello no tardará ni medio segundo en volver a resplandecer.
    Que bonito lo has dicho, cuanto erotismo con la delicadeza y sutileza elegante que te caracteriza.

    Precioso Marinel.
    Besitos mediterráneos.

    ResponderEliminar
  10. Lírico y sensual, un hermoso poema Marinel. Me ha encantado.

    ResponderEliminar
  11. Aquél al que se dirige la sensualidad y el amor en tu poema, ¿Recuerdas amor mío? debe estar placenteramente enamorado... ¡Bello Marinel!
    Besosss.

    ResponderEliminar
  12. Para el que lo reciba es todo un desglose de sensualidad, un caudal de amor.
    Escribes muy bien, supongo que alguien no se fijara solo en eso. Un abrazo

    ResponderEliminar
  13. La sensualidad dando paso al alumbramiento del deseo...ese que sube por la espina dorsal como desde la punta de los pies hasta todo el ser que le abarca...

    Precioso, íntimo, sensualísimo y tan de MUJER.

    ABRAZO GRANDE, MUJER!

    ResponderEliminar
  14. Hay destellos que hacen que el cuerpo tenga luz propia.

    Feliz día
    Besos

    ResponderEliminar
  15. Que arda Troya cuando triunfa el amor.

    Besos

    ResponderEliminar
  16. Una timba de luceros!!!

    Jo, que bonito.

    Besos.

    ResponderEliminar
  17. Me encantó,Marinel!!
    Sensual,dulce sensible,apasionado...las llamas llegan hasta aquí.
    ¡¡Besos!!

    ResponderEliminar
  18. Arden los luceros, los besos, la pasión, en esos versos.
    Besos.

    ResponderEliminar
  19. Guauuu!!! Estamos como las fallas, ardiendo!!

    Besos!

    ResponderEliminar
  20. Hola Marinel! Ahora al leerte comprendo el porque de tu comentario, sobre la luz. Creo que la luz nos inspiró a ambas cada cual en su estilo.
    Lo tuyo sin desperdicios, una maravilla!
    Te dejo un fuerte abrazo y perdona la ausencia... pero aún estoy cada vez que pueda.

    ResponderEliminar
  21. Lo que nazca de la piel y de la imaginación cuando ya se está encendido no solo enciende luceros. Lo enciende todo!!!
    Besos Marinel!!!

    ResponderEliminar
  22. Cuando el amor esta presente, la sensualidad sale libremente y acompaña en una baile especial toda esa pasión que sentimos dentro.
    Besos.

    ResponderEliminar
  23. Una luz incandescente
    grabada en la memoria.

    Sensual y delicado.

    Besos

    ResponderEliminar
  24. Ternura y sensualidad.

    un abrazo

    fus

    ResponderEliminar
  25. La timba de luceros se prendió, con destellos sensuales.

    Muy bello Marinel.

    Abrazos.

    ResponderEliminar
  26. Bello sonido, el de la pasión intima.


    Saludos muchos, Marinel

    ResponderEliminar
  27. Has vuelto a dejarnos un poema lleno de sensualidad que será imposible de olvidar, como no lo hará esa persona a la que va dirgido.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  28. Un lirismo repleto de sensualidad e interrogantes,MARINEL.

    -¿No sé nada de ti?-

    Abrazo.

    ResponderEliminar
  29. Hola Marinel, como estamos de sensuales con estos calores eh? para no recordarlo, bonito poema que nos dejas:)

    Besos.

    ResponderEliminar
  30. Genial, Marinal. Muy sensual, como el título ya previene, pero ese final es mágico y se prolonga hacia el infinito estelar.
    Besos.

    ResponderEliminar

Has llegado a mi isla.Bienvenido/a. Ahora eres parte de ella...relájate. Estás en tu casa, en tu isla...

Unas palabras profundas...

Ahí afuera, mas allá de ideas de bien o mal,

hay un lugar.

Nos vemos ahí.

Cuando el alma yace sobre la yerba.

El mundo esta demasiado lleno para hablar de él.

Las ideas, el lenguaje, incluso la frase 'cada uno'

No tienen sentido.



"Yalal ad-Din Muhammad Rumi"