Partiremos, no lo dudéis. Pasará el tiempo raudo llevándonos a la cima del recuerdo, pero no lo haremos solos, partirán con nosotros los sueños.
Marinel.

jueves, 15 de mayo de 2014

¿Qué será?

¿Qué será este incendio que sin quemar crepita?
Devasta la entraña y la embasta a su danza hipnótica. Teje una urdimbre, la lanza como en avión de papel sobrevolando el espacio y en su vuelo va arrasando, horadando lo tupido y desgarrado de este mundo. Aparentemente hastiado predispuesto a ser ceniza, se iza de nuevo cual luz incandescente que no acaba. Se proclama jardinero y planta al oreo su sustancia, de ahí, como por ensalmo, emergen sus centelladas como pequeños bocados adhiriendo remembranzas, presentes y futuros, añoranzas y deseos, los placeres y desgracias.
Se filtra por los pensares, los desarma, los pule, hasta los encuadra proyectándolos con fuerza inusitada en vuelo raudo, con  prisa pero sin pausa.
Al fin, ese misterio se exhibe, bien con puntas afiladas o con aristas tan dulces que comerías a vaharadas. Amas al fin su poder, te subyuga, te atenaza. Te viste de rumoreos, sube al amor a horcajadas o de riguroso luto se acerca con la guadaña.
 Da cabida  a todo,  nada hay que no le ataña. Es un cosmos infinito que nos quema sin quemar, nos paisajea a su antojo y zarandea desde el alma.
Ese incendio que nos aviva o nos mata, que crepita y nos arrasa no es otro que las palabras...





73 comentarios:

  1. Siempre he tenido mi duda sobre si las palabras matan o somos las personas.

    Un abrazo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Emilio, las personas ponemos las manos, pero las palabras tienen un poder infinito sobre ellas...
      En mi opinión, desde luego.
      Un abrazo.

      Eliminar
  2. Respuestas
    1. Tracy, las mías, las tuyas, las de todos!

      Eliminar
  3. Y siempre vivimos con el temor a que se apague. Siempre. Pero, mientras tanto, que nos incendie, por favor.

    Precioso

    Besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Trini, cierto. El silencio obligado es y/o debe ser terrible.
      Sí, dejémoslas incendiarnos a poder ser, para bien.
      Gracias.
      Besos.

      Eliminar
  4. Leía absorto tus palabras , sentí que explicabas que es la vida, presentes , futuros, añoranzas, dichas y desdichas, me emocionan la fuerza con que das vida a la palabra.
    Besos
    André

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. André, la palabra es un don que debiéramos saber usar con sabiduría, pero hete ahí, que no siempre es así lamentablemente.
      Gracias, la emoción es un bonito sentimiento.
      Besos.

      Eliminar
  5. Que nunca nos falte la palabra
    que nos quema por dentro,
    que nos da vida a llamaradas.

    Tus palabras tienen luz, son hermosas.

    Mil besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Marisa, que no nos falten y nos sirvan para progresar sabiamente.
      Gracias.
      Besos mil.

      Eliminar
  6. ¡Haces filigranas con las palabras!
    Las palabras y tu inspiración Marinel...

    Besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Milena, no creo que sea para tanto...en realidad son ellas quienes me manejan a su antojo.
      :)
      Besos.

      Eliminar
  7. Las palabras, tu spalabras, te queman en la boca, en el lápiz, en el corazón y tienes que dejarlas escapar para satisfaccion y deleite de los que te leemos.

    Un abrazo y gracias por pasar por mi blog y comentar.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Chelo, no soy de guardar palabras, la verdad...las dejo que me gobiernen y salgan a la luz... casi siempre.
      Muchas gracias.
      Ha sido un gusto pasar, es sólo que a veces, muchas, se me pasan las actualizaciones de tantos!
      Un abrazo.

      Eliminar
  8. Adentrarse en mundo de la palabra hasta que arda toda la inspiración.

    Feliz día
    Besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. José Manuel, así, justo así.
      Feliz día para ti también.
      Besos.

      Eliminar
  9. Marinel, así es :)

    Qué hermoso lo has dicho en esta prosa poética.

    Un abrazo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Verónica, creo que quienes escribimos por necesidad, sabemos que es así...
      Mil gracias.
      Un abrazo.

      Eliminar
  10. ¡Cuantas veces nos queman...! A veces es tarea extenuante y agotadora, incendio cincelado, que ni la sed aviva ni la mata, pero otras, esas mismas palabras, apagan el incendio.

    Besos guapa.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Lore, nos queman, pero no nos arden, sólo prenden la llama necesaria para salir expelidas y ellas mismas son quienes se alimentan o apagan...
      Besos muchos, hermosa.

      Eliminar
  11. Desearía que las palabras ardieran en mí, querida Marinel. Pero últimamente, ese fuego se ha apagado. Ya no encuentro el calor de la inspiración que me llevaba a escribir.
    Disfruto de tu fuego por el momento, y te mando un fuerte abrazo.

    Fer

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Fer, es cierto que pareces algo apagada, no ya por las palabras que seguro te pueblan, tal vez sea la vida con su rutina que te mantiene apagada a ti...pasé por tu blog ayer por si se me había pasado alguna actualización y vi que sigues a la espera.
      Volverá la inspiración, ya lo verás.
      Besos muchos.

      Eliminar
  12. Esa es la palabra que dependiendo de cómo se use puede ser bella o puede ser horrible, pero, por sobre cualquier consideración, tenemos el privilegio de tenerla y poder usarla.
    Recibe mi abrazo apreciada Marinel.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gustavo, así es la palabra...capaz de lo mejor y lo peor en nuestros labios.
      Un abrazo.

      Eliminar
  13. "... nos paisajea a su antojo" y así es Marinel, me ha encantado tu prosa poética... Muy hondo. Besos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Julie, así las siento yo y me alegra que te haya gustado.
      Besos y gracias.

      Eliminar
  14. La palabra es de gestación imprevisible, pero siempre urgente; cuando surge no espera turno, ni pide ni da la vez, es manantial que se desborda.
    Besos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Francisco, imprevisibles son, urgentes cuando quieren salir, siempre manantial...
      Besos.

      Eliminar
  15. Magistral uso que has hecho de las palabras en esta entrada. Usadas con maestría de orfebre.
    Besos sin palabras.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Nómada, gracias. Magistral no considero mi escrito, pero si inspirado en ellas, tal vez porque así lo han querido.
      Mil gracias.
      Besos.

      Eliminar
  16. La palabra la manejas a tu antojo, lo mismo en verso que en prosa, eres escriba de sentimientos. Un abrazo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Ester, a mi antojo o al de ellas, que a la postre, son quienes reflejan mi sentir.
      Un abrazo.

      Eliminar
  17. Opino que las palabras tienen un poder muy grande sobre las personas,cariños

    ResponderEliminar
  18. Las palabras son los estuches de las cosas y de los sentimientos.
    A veces es difícil no equivocarse.

    Besos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Toro, sí, buen estuche, sólido,amplio y de fácil apertura.
      Sumamente difícil, cierto.
      Besos.

      Eliminar
  19. Las palabras a veces nos juegan malas pasadas, nos atenazan, nos demuestran que a veces el silencio es la solución.

    Besos,

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Saudades, son lo que son por nosotros, somos quienes las hacemos a veces enmudecer...
      Besos.

      Eliminar
  20. Ese fuego que todos tenemos dentro y que hacemos salir en forma de palabras para sentirnos vivos en la vida.
    Besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Ilessin, es una de las maneras de sentirnos vivos más hermosa.
      Besos.

      Eliminar
  21. La palabra es el arma más poderosa que hay, te sube a lo más alto, pero también puede suceder lo contrario.

    Besotes!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Ion, exactamente así es, con una sola palabra nos podemos elevar o hundir.
      Besotes.

      Eliminar
  22. Eso es son los signos con que hemos nombrado el universo, "las palabras" y las tuyas, de poeta son palabras con alas . Besos bella a miga.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Leticia, las palabras aladas que nos acompañan en el río del vivir, ellas nos sobrevuelan vigilantes...
      Gracias, hermosa.
      Besos

      Eliminar
  23. ...Y asi es Marinel, la palabra nos enciende o nos apaga, tiene mucha fuerza, mucha energía, mucha magia...Es todo un ritual, que nos mueve y nos conmueve. Sigamos dando vida a la palabra y utilicémoslas para bien, para apoyar, animar e impulsar...nunca para demoler, destruir o apagar a nadie.
    Mi abrazo inmenso y mi ánimo siempre, amiga.
    M.Jesús

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Mª Jesús, creo que es fácilmente entendible,¿verdad?
      Nos mueven y gracias a ellas llegamos más lejos o no...también pueden hacernos petrificar...
      Mi abrazo para ti.

      Eliminar
  24. Hay palabras que arrullan, consuelan, secan lágrimas. Palabras escritas como las tuyas. No me canso de recogerlas pro muy derramadas que estén.
    Un beso

    José Antonio

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. José Antonio, hay palabras para todo. Ellas nos visten el ánimo, la esperanza, la ilusión. Nos hunden en la oscuridad, nos acorralan, nos entorpecen, de todo hacen con nosotros, pero sin duda esas que como dices arrullan,consuelan y secan lágrimas son maravillosas.
      Me alegra que estos derrames míos sean recogidos sin cansancio.
      Gracias.
      Un beso.

      Eliminar
  25. Cuando están atoradas dentro no pueden sino salir...es demasiada su urgencia, demasiado el ímpetu. Son apasionadas por esencia...Por eso, el ideal sería que no sólo salgan del alma sino que pasen primero por nuestra cabecita (aunque en algunos casos eso es pedir demasiado)...
    Poder, sí, tienen muchísimo, por eso son fuego consumidor, capaces de levantar o derrumbar para siempre a un receptor de ellas...

    Muy buena inspiración; inteligente y dinámica.

    Abrazo grande y felicidades!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Maritza, cuando se atoran sin poder salir, son silencio y éste, según en qué momentos, ha de, al fin, romperse y dejarlas en libertad.
      No siempre se pasean antes por donde debieran, es cierto, así nos va...
      Gracias.
      Abrazo grande.

      Eliminar
  26. Hermosa la foto de la cabecera!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias, me gusta ir buscando acoples a lo que siento!
      :)

      Eliminar
  27. Las palabras son el recurso más maravilloso que tiene el hombre.

    El silencio nunca me ha parecido bueno.

    Un gran beso Marinel.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Aída, ocurre que el hombre con el tiempo, va demostrando que no sabe utilizar bien las palabras, al menos, no siempre. Tal vez por ello, muchas veces el silencio sea necesario para pensar...
      Un gran beso.

      Eliminar
  28. Las palabras bien utilizadas son el mejor de los tesoros.
    un beso

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Karin, estoy totalmente de acuerdo.
      Un beso.

      Eliminar
  29. Letras derramadas, luego un paisaje de palabras, el fin depende de cada uno...

    Saludos y buen día.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Luna, siempre derramadas, salidas del borde de mi interior que se llena en exceso...
      Saludos y buena tarde.

      Eliminar
  30. Tú si que manejas y bailas bien la palabra; te envidio. Yo con dos lineas ya me lío como un trompo, y por supuesto para escribir como tu lo haces, ni harto vino.

    Besos Marinel y buen fin de semana.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Rafa, lo que pasa es que tú bordas las palabras con tu vis cómica que siempre, siempre es de agradecer. Yo, por lo menos me lo paso pipa leyéndote, ja,ja,ja
      Besos, gracias y buen finde.

      Eliminar
  31. Verdad amiga que enhebrar bien las palabras es un lujo que no podemos permitirnos muchos que digamos, pero bueno, lo hacemos lo mejor que podemos, y tu lo haces de lujo. Un beso.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Lola, enhebrar palabras es cuestión de que ellas irrumpan deseando ser enhebradas y como dices cada cual lo hace de la manera que puede, yo, también sin más, pero gracias.
      Un beso.

      Eliminar
  32. Verdad amiga que enhebrar bien las palabras es un lujo que no podemos permitirnos muchos que digamos, pero bueno, lo hacemos lo mejor que podemos, y tu lo haces de lujo. Un beso.

    ResponderEliminar
  33. Si las supiésemos utilizar, cuántos problemas se evitarían....Ellas, sin embargo, son inocentes, No podemos decir lo mismo de los usuarios...

    Besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Luis Antonio, no me cabe la menor duda de que bien utilizadas, este mundo cambiaría. Aún no parece haber llegado ese momento ni asomo de hacerlo...
      Besos.

      Eliminar
  34. ¡Qué bonito! Me encanta la forma en que escribes el texto, una adivinanza en prosa, y me gusta cómo utilizas esas palabras, dando un oleaje que al final lleva a la solución. Un beso Marinel, muy bien escrito.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pepe, me alegra que te guste. Son todo un mundo las palabras y su oleaje nos persigue.
      Un beso y gracias.

      Eliminar
  35. Me está incendiando la ausencia de ellas.


    Precioso.


    Más besos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Sil, probablemente debieras no pensarlas, tal vez así acudirían a apagarte...
      ;)
      Besos muchos.

      Eliminar
  36. A veces la palabra calla y el silencio respetuoso la habita.

    Una palabra, una sola palabra edifica, así como destruye.

    Profundas letras, como siempre, Marinel.

    Abrazos y lindo fin de semana

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Mayra, sí, a veces es necesario guardarlas en silencio o pueden llegar a destruirnos.
      Abrazos y feliz fin de semana.

      Eliminar

Has llegado a mi isla.Bienvenido/a. Ahora eres parte de ella...relájate. Estás en tu casa, en tu isla...

Unas palabras profundas...

Ahí afuera, mas allá de ideas de bien o mal,

hay un lugar.

Nos vemos ahí.

Cuando el alma yace sobre la yerba.

El mundo esta demasiado lleno para hablar de él.

Las ideas, el lenguaje, incluso la frase 'cada uno'

No tienen sentido.



"Yalal ad-Din Muhammad Rumi"
















Archivo del blog