Se hicieron las palabras gelatinosas, acuáticas, navegantes entre mareas de sol abrasador. Pequeñas medusas azules deslizándose en la vastedad marítima del alma...
Marinel.

domingo, 4 de diciembre de 2011

Como siempre la noche...

Hay música en mí en esta noche incipiente. Gravita danzando en mis neuronas.
Me gusta a todas horas. También a deshoras.
Y pienso y siento y viajo a través de los tonos, aves poderosas, cuyo poder me eleva en su son desvinculándome de ese sueño empecinado en abrazarme.
No quiero dormir.
Esta noche mi corazón gira alocado y asonante. Hace toc,toc,toc, en la pared de mi pecho. Llama a la puerta del insomnio voluntario haciendo girar mis ojos hacia la noche,
Siempre la noche...
La cubre de ese  algo subyugador que me cautiva. Veo las  nubes rasgadas en gris, así, desgajadas, como estiradas por manos misteriosas. Esas que se hacen chal  de gasa sobre la sonrisa de la luna. Miro esas estrellas etéreas, emborronadas en la inmensa lejanía. Y ese terciopelo atezado vistiendo al día  con elegancia.
¿Cómo dormir?
La música es el hechizo puente entre el mundo escondido bajo mis párpados y el tacto rudo y febril de la realidad.
Adoro sortear el abismo anterior al sueño. La hora vigílica o de desvelo donde me deslizo al compás de notas musicales mientras me siento poderosa, dueña de mí misma y mi destino.
Abro las alas. Vuelo con el otoño. Veo el mar y en el horizonte un barco
Acabará venciéndome el sueño. 
Armonía melodiosa surcando el espacio.
La noche se hace música y mar.

http://i43.tinypic.com/258nib4.jpg

18 comentarios:

  1. ay que bien te meceras junto a la luna

    ResponderEliminar
  2. Dormir con música es todo un placer.

    Buen comienzo de semana, besos.

    ResponderEliminar
  3. Que bella noche!! nada mejor que dormirse al compás de música que alegre nuestra alma.
    Un beso.....

    ResponderEliminar
  4. Hermosa prosa de la noche musical creada en tu propia libertad de ser y estar en el universo, donde la belleza y el placer de vivir se advierten muy gratamente. Un placer leerte, amiga. Besos.

    ResponderEliminar
  5. La noche, querida amiga, es un momento de inspiración única para mi, la noche me atrapa en sus silencios misteriosos; algo en mi alma se pone a temblar a esa hora...para mi, la mejor hora.

    Hermoso, MUCHO! lo que te acabo de leer...
    Gracias por compartirlo con nosotros, porque bendice.

    Abrazos miles,Marinel.

    ResponderEliminar
  6. Hola Marinel!!
    Qué noche tan hermosa,esa que deja volar tu imaginación,sintiéndote libre del día y sus quehaceres,cuando tú eres dueña de tu destino,aunque sea por breves momentos y tu música te eleva a los cielos de tu ser interior.

    Un abrazo!!
    Que tengas una buena semana...musical!!

    ResponderEliminar
  7. La noche que por lo general, se hace larga y eterna, consigues con tus palabras transformarla con frases poéticas y hermosas:"la noche se hace música y mar"
    Un abrazo y feliz puente.

    ResponderEliminar
  8. También la noche
    se hace poesía
    Como tu la cuentas.

    Tamally maak

    ResponderEliminar
  9. es que la noche es mágica y nos envuelve en su manto total
    precioso texto Marinel
    felicitaciones

    besitos y luz

    ResponderEliminar
  10. Tu noche se hace música, mar, ... pero también palabras, versos, melodía, introspección, delicadeza, serenidad .... Un momento ideal, este de leerte.

    Besos amiga.

    ResponderEliminar
  11. La noche, la música, las nubes que pasan, la luna que te mira Marinel, la mezcla perfecta para mecerse en un mundo vedado a los que de día transitan.

    Un beso,

    ResponderEliminar
  12. Que bonito Marinel...
    Sabes? a mi la música me encanta, siempre he vivido rodeada de ella, por eso nunca la pongo para dormir, me envuelve demasiado, y no puedo pegar un ojo atenta a la melodia..
    Por mucho que lo intente, si hay música no hay sueño.. se cierran los ojos, pero sigo conectada...
    Es cierto que adormecerse, dejarse vencer por el sueño escuchándo buena música garantiza un descanso reparador, (eso dicen los expertos) pero yo, me embobo demadiado, y estaria en vela toda la noche escuchando música.. con las terribles consecuencias.

    Así que para suplir la falta, paso el dia entero con música a mi alrededor... mientras paseo, hago las compras, viajo en el bus, o estoy en casa... música que no falte... envolviendo sentidos...

    besitos mediterráneos.

    ResponderEliminar
  13. Marinel, mereces una distinción especial en algún lugar también especial por tan bello relato. Lo cuentas de un modo tan poético que me embriaga una emoción inspiradora. Cariño, me llevas al sol aunque hables de la luna. De esa luna cubierta de un chal de gasa cuya materia prima son solo gases. Nada menos que gases!!! O nubes... rizos de nubes envolviéndola mientras sonríe. Precioso, cielo, precioso.
    Abrazos.

    ResponderEliminar
  14. Querida Marinel...sinceramente has descrito tan bellamente una noche de innomnio, que hasta siento deseos de hacer vigilia esta noche...Eres muy entusiasta y a todo le ves el lado bueno, eso es admirable...recibe mi cariño y un fuerte abrazo.

    ResponderEliminar
  15. Como la corola perfumada de una Rosa blanca es tu poema, la noche y la música hacen que las ondas palpitantes de nuestra alma se expandan inundadas de emoción. Todos percibimos de alguna manera esas sensaciones tuyas, pero tú amiga, lo has embellecido con tu poema. Un besito desde la luz del Oeste

    ResponderEliminar
  16. Hay vigilias más deliciosas que cualquier sueño.


    Abrazo grande.


    SIL

    ResponderEliminar
  17. Hermoso..hermoso momento y con mucho sentimientos.mientras la música llena todos los espacios..hasta los del sueño..

    ResponderEliminar
  18. Yo sin ella tampoco podría vivir.
    Inunda la noche, en ese letargo en el que el insomnio nos llena de incertidumbres.
    Y la música tiene ese poder sanador, como el mar que arrastra la nostalgia y los recuerdos.

    Besos, Marinel.

    ResponderEliminar

Has llegado a mi isla.Bienvenido/a. Ahora eres parte de ella...relájate. Estás en tu casa, en tu isla...

Unas palabras profundas...

Ahí afuera, mas allá de ideas de bien o mal,

hay un lugar.

Nos vemos ahí.

Cuando el alma yace sobre la yerba.

El mundo esta demasiado lleno para hablar de él.

Las ideas, el lenguaje, incluso la frase 'cada uno'

No tienen sentido.



"Yalal ad-Din Muhammad Rumi"
















Archivo del blog