Y si llegáis, pies, al límite del cansancio y el vivir no se aviene a dejar vuestra huella en la orilla los días, no temáis el olvido de vuestro paso. Yo os sabré siempre mi soporte, mi pasaporte por parajes de ensueño y por sueños sin abandonar el refugio de las sábanas. Pies, partiremos juntos. Conmigo vendréis hacia ignotos caminos...
Marinel.

sábado, 30 de junio de 2012

La rosa de mi jardín.


Para ti la rosa perfumada, la belleza radiante de lo efímero, el brote mágico, la suave ternura, el poema forjado en la mirada engalanada.
Para mí la espina que me recuerde el pasaje por el tallo del olvido.

37 comentarios:

  1. Preciosa rosa marinel,pero...yo le daba a él la espinaaaa con el tallo!!!:):):)y la rosa...para mí con todos los recuerdos,buenos y malos.

    ResponderEliminar
  2. Pues no, no, nada de espinas mal repartidas. Si acaso rosas para los dos.

    Un abrazo de Mos desde la orilla de las palabras.

    ResponderEliminar
  3. ....escribir desde el corazon es un lenguaje tan profundo y lleno de velados misterios que la generosidad aflora...en ocasiones,
    la rosa en todo su explendor y recuerdo pasado deja el aroma del dolor.
    Un abrazo amigo de Bgoña

    ResponderEliminar
  4. Es precioso este poema.
    A veces somos el perfume y a veces... las espinas, así es la rosa.

    Un abrazo.
    Mercedes.

    ResponderEliminar
  5. Preciosas son las rosas,pero con un lado bueno y otro malo(como todo)el bueno,es poder contemplar su belleza y el malo el pincharte con sus espinas...Pero aún asi un enorme placer,quedémonos con lo bueno,desechemos lo malo...

    Gracias dulce amiga por tus amables palabras en mi casa.

    Buen finde,besitos de mi alma a la tuya.

    ResponderEliminar
  6. La rosa es flor de un día, yo me quedo con tus palabras, con el perfume que le mandas a ella, y a nosotros.

    Un beso,

    ResponderEliminar
  7. que nunca falten bellas rosas en tu jardin.

    Besos.

    ResponderEliminar
  8. ¿Acaso la rosa sería tan deseada si no tuviera espinas? Así el amor nació frágil para cuidarlo y siempre duele cuando se termina.

    Besos mil

    ResponderEliminar
  9. Es increíble, lo unido que van muchas veces, la belleza y el dolor..aissss.
    beso enorme hermosa
    flor-i

    ResponderEliminar
  10. Que belleza de flor! Pero bueh, y si quitamos esa espina?


    Saludo enorme, Marinel.

    ResponderEliminar
  11. Amiga que bello has expresado lo de la flor que para cada uno tiene un significado diferente, siento que para ti la rosa te recuerde las espinas en cambio para mi me recuerda a quien quitaba todas las espinas para mi, me encanto leerte como siempre amiga tus palabras fortalecen mi alma.

    Besos de luz que tengas un hermoso fin de semana, amiga.

    ResponderEliminar
  12. La rosa, beso de Dios en el jardín, inspiradora de poesía, sugerente como la tuya Marinel.
    Un saludo afectuoso y feliz fin de semana.

    ResponderEliminar
  13. Oi preciosa Mariel
    Já te seguindo em outro blog meu
    e de já te esperando.
    Bom final de semana.
    Cheiros
    Eu! Leilinha
    Vem pra cá também!!

    ResponderEliminar
  14. Pues yo te pongo un jardín entero de flores sin espinas y con lazos de colores para que no te pinches, y en cada flor un bombón para que te jartes a ellos y te des cuenta de que tú también tienes derecho a todo, qué leches!

    Besotes veraniegos!

    ResponderEliminar
  15. La rosa es completamente belleza pero también es espina. Es suavidad y es dolor. Es aroma a vida en su esplendor, pero también es flor marchita y llanto. Por lo tanto de ambos extremos depende todo. Nada es evitable. Todo se vive. Todo se sufre.
    Y cada día florecen más y más flores...

    Escribiste una preciosidad,mujer.

    ABRAZOS MULTIPLICADOS POR MILES, MARINEL.

    ResponderEliminar
  16. 'De la abundancia del corazón habla la boca'
    Y la rosa sin espinas de tu poesía, algo así como faro esplendente. Sin más.

    Abrazos, Marinel

    ResponderEliminar
  17. ¡Qué dolor, Marinel! El olvido hacia ti siempre será un olvido militante. Un abrazo muy grande.

    ResponderEliminar
  18. La rosa siempre protege su belleza con sus espinas.
    El amor nos aporta felicidad pero cuando se aleja solo queda el dolor.
    Hermosa letras, mi querida Marinel.
    Besitos de colores.

    ResponderEliminar
  19. Tus líneas me pintan de cuerpo y alma.

    Para él todo la luz,
    para mí toda la sombra.


    Abrazo, que no termine, Marinel.


    SIL

    ResponderEliminar
  20. Como dice el Anónimo: "Si quieres la rosa, tienes que aceptar la espina, si no sabes del dolor, no sabrás de la alegría".
    Preciosa composición, Marinel.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  21. Preciosa en su vida al Señor Dios y para nosotros también, hermanos, visitantes y lectores de este magnífico espacio. Que el Señor te bendiga y te guarde. Y eso, le falta inspiración para enviar mensajes que nos llenan de paz, alegría y amor.

    Excelente tu post, porque ustedes tienen un beso en mi blog, es en la parte inferior de la página.

    ESTE BLOG es valiosa. Pasa allí y conseguir ...

    En Cristo,

    ***Lucy***
    http://frutodoespirito9.blogspot.com/

    Visite también: http://discipulodecristo7.blogspot.com/
    Blog de ​​un hermano muy querido.
    Ve y echa un vistazo.

    ResponderEliminar
  22. Muy buena!!
    Desgraciadamente no hay espinas sin rosas... si queremos su aroma no podemos escapar del dolor.
    Besos....

    ResponderEliminar
  23. En principio parece que te quedas con la peor parte, pero entregas lo efímero y te reservas lo más duradero: una herida es más duradera que la fragancia de una flor.
    Bello, como sin duda lo eres tú.

    ResponderEliminar
  24. Te quedas el dolor y entregas lo más bello. Se puede tener un sentimiento más puro?
    Perfecta en el sentir, limpia en el compartir.

    besos

    ResponderEliminar
  25. Queda claro quién todo lo dio y quien se dejó dar...

    Besos

    ResponderEliminar
  26. Quédate con el paisaje, con los olores, los sonidos, ¿porqué te quedas con el dolor, cuando hay cosas tan hermosas en torno a la rosa?

    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  27. Es una joyita este poema.
    Encierra todo el aroma de lo efímero y el dolor que conlleva su pérdida.

    Plas, plas, plas.

    Un beso, Marinel.

    ResponderEliminar
  28. Hay que tener tacto para cuidar una rosa, su belleza, su aroma y hasta las espinas son bellas para demostrar el amor que hay en cada uno de su cuidador. Enhorabuena porque seguro que quedaras ganadora de ese certamen de poesía y si no es así, la valentía que as tenido al presentarte.

    ResponderEliminar
  29. Pues no, no, de ninguna manera. La rosa, como la merluza, mejor sin espinas.

    ResponderEliminar
  30. Para ti... lo mismo que deseas para los demás. Te lo mereces de saobras.

    Besos

    ResponderEliminar
  31. Bonito poema Marinel, donde entregas todo a la otra persona y tú sólo te quedas con la espina. Yo me quedo con tu generosidad. Un fuerte abrazo desde el blog de la Tertulia Cofrade Cruz Arbórea.
    http://tertuliacofradecruzarborea.blogspot.com/

    ResponderEliminar
  32. Todo un contraste con el encabezado de tu blog relativo a los incendios.

    Ojalá volviera a ser la Tierra de las flores... como el aroma de esa rosa.

    ResponderEliminar
  33. Damos amor a la persona amada aunque se nos clave una espina en el corazón.
    Tan sencillo y tan complejo.
    Dice tanto tu verso en pocas líneas.
    Siempre maravillado con la delicadeza de tus versos.

    Abrazos estimada Marinel.

    ResponderEliminar
  34. Las rosas y sus espinas...
    Bellas siempre tus letras, Besos amiga Marinel

    ResponderEliminar

Has llegado a mi isla.Bienvenido/a. Ahora eres parte de ella...relájate. Estás en tu casa, en tu isla...

Unas palabras profundas...

Ahí afuera, mas allá de ideas de bien o mal,

hay un lugar.

Nos vemos ahí.

Cuando el alma yace sobre la yerba.

El mundo esta demasiado lleno para hablar de él.

Las ideas, el lenguaje, incluso la frase 'cada uno'

No tienen sentido.



"Yalal ad-Din Muhammad Rumi"
















Archivo del blog